La mujer decente en el rol de género de la época

volver 

 

Las mujeres pioneras.
 

ELLEN NELLIE CASMAN (1845  1925).

Nacida en Irlanda, emigró a los Estados de Unidos de América a los 5 años de edad,  junto a su madre y hermana.
Estando un poco tiempo radicada en la ciudad de Boston, se trasladó luego a San Francisco, alrededor de 1865 y 1869. Se casó y formó una familia.
Se involucró en la aventura de la fiebre del oro como una cocinera de mineros, trabajando en varios campamentos, en el Estado de Nevada, específicamente en las ciudades de Virginia Pioche.  Se estableció 
en Panaca Flat, Nevada, en 1872 e invirtió con su dinero ganado, una casa de alojamiento y comida para los estos.

Era una mujer de belleza indiscutible pero de carácter duro. Además era una católica devota.
En 1874, emigra junto a los trabajadores de las minas de Nevada hacia la Columbia Británica, en Canadá, estableciéndose en Telegraph Creek, donde abrió una pensión para estos obreros, brindando también ayuda a los enfermos y heridos y comienza a realizar colectas populares para la apertura de un hospital dirigido por monjas, en Victoria, Columbia canadiense.
En esta ciudad se enteró de un accidente ocurrido a 26 mineros que quedaron atrapados en una tormenta de nieve en las montañas Cassiar. Organizó una expedición de rescate con seis hombres y animales de carga que transportaron cerca de 700 kilos de provisiones, travesía que fue muy dura y peligrosa por las condiciones del tiempo y por la geografía. Muchos hombres e incluso los militares canadienses, se negaron a realizarla.
Sin embargo, esta mujer logró salvar con su expedición a 75 rescatados, luego de 77 días de caminata y ascensos por terrenos montañosos y cubiertos de una capa de nieve cercana a los tres metros.     
En 1879 se trasladó a Tucson, Arizona, adonde ella abre un restaurante que es el primero en ser propiedad de una mujer, siendo este todo un éxito para luego venderlo e irse a Tombstone, Arizona cuando la Fiebre de la Plata estaba en auge y abrió un comercio en la ciudad. En la misma, siguiendo con su fe católica, realiza colectas para la construcción de una iglesia en la ciudad y mientras no estuvo hecha, convenció al dueño del Cristal Palace para realizar los oficios dominicales en dicho lugar.
Fue una fuerte colaboradora con la Cruz Roja, el Ejercito de Salvación y el Hospital de Mineros. La llamaron el Ángel de la Misericordia. No solo por estas acciones sino por ser una mujer piadosa. Como ejemplo: intercedió con resultado positivo, prohibiendo que una ejecución pública – iban a colgar a cinco ladrones asesinos responsables de la masacre de Bisbee–  se transformara en un espectáculo popular de algarabía y festejo, donde incluso se vendían localidades en gradas que se iban a instalar. Ella consideraba como creyente que ninguna muerte era digna de un festejo. Además, acompañó en la reflexión y la oración a los asesinos en sus últimas horas y se encargó que estos tuvieran una digna sepultura.
Luego de 1886 se fue de esta ciudad, al morir su hermana que la acompañaba en sus negocios, y estuvo radicada en varios pueblos de Arizona. 
En 1898 se estableció en la región de Yukón, Canadá abriendo nuevos restaurantes en diferentes ciudades mineras. En 1904, se radica en 
Fairbansk, Alaska, donde abrió un nuevo negocio de comestibles. 

Se estableció por último en 1923 en Victoria, Columbia Británica, falleciendo en el año 1925, en el mismo hospital en la que ella ayudó a construir.
Se la recuerda como una de las primeras mujeres empresarias en el oeste que colaboró con la expansión minera. Se la conocía como el “Ángel de la Misericordia”, “Ángel de la Frontera” o “Ángel de Cassiar”.
Fue incluida en el año 2006, en el Salón de la Fama de la Minería de Alaska.
El “U.S. Postal Service” la honró en 1944, con su nombre y figura en la serie de Leyendas del Oeste. 

SUSAN ANDERSON (Doc Susy). (1870  1960)

Esta mujer se recibió de médica en 1897 en la Universidad de Michigan. Para la época llamó la atención que el 25% de su alumnado era femenino, pero este hecho fue atribuido a los bajos salarios médicos del entonces. 
Ella era proveniente de Cripple Creek, Colorado, lugar donde se había mudado su familia antes por la fiebre del oro, pero dada las dificultades para trabajar como médica, en este ciudad, se estableció en varios poblados del estado de Colorado, donde fue mal vista por sus ciudadanos por ser mujer y médica.
Ella, además estaba enferma de tuberculosis y por tal razón tenía que elegir los lugares donde vivir según su clima. 
Se estableció en Fraser, en 1907, en este mismo estado, un lugar con aire de montaña, con un clima más benevolente para su enfermedad y también por ser bien recibida en un lugar que pudo atender a leñadores, rancheros, ferroviarios e incluso animales.  
En los primeros tiempos en este pueblo se preocupó más por curarse y demoró en comenzar su práctica. Ejercicio que comenzó ante la solicitud de los pobladores que lo hiciera.
Realizaba fundamentalmente visitas a domicilio, las que las hacía a pie o trasladada por algún vecino al no poseer ni auto y caballo. Las mismas se realizaron en la mayoría de las ocasiones bajo las brutales inclemencias del tiempo como grandes nevadas, lluvia, frío o calor intenso. 
Su involucro con sus pacientes era tal que su costumbre era acompañarlos al Hospital General de Colorado en Denver. 
Estos les pagaban su atención médica, generalmente con leña o alimentos y por este motivo fue pobre gran parte de su vida.
 

Tuvo una intensa participación médica en la pandemia de influenza ocurrida entre 1918 y 1919 y en 1920 como forense, se responsabilizó de la seguridad de los obreros que construyeron al Túnel ferroviario de Moffat de 6 millas de largoobra que tuvo varios accidentes hasta con riesgos de vida para los trabajadores. Este túnel fue terminado en 1927.
Continuó practicando la medicina hasta 1956. Falleció en 1960 y fue enterrada en 
Cripple Creek, Colorado.
Susan “Doc Susie” Anderson.  https://katmichels.com/about/heroines-of-history/susan-doc-susie-anderson/
Susan Anderson. – Doc Susy . Kathy Weiser. Legends of America, Febrero 2018.
Susan Anderson, médico de montaña. Colorado Virtual Library. https://www.coloradovirtuallibrary.org/digital-colorado/colorado-histories/20th-century/susan-anderson-mountain-doctor/

Volver  

La mujer común en el Salvaje Lejano Oeste.
El rol de la mujer en la conquista del Oeste ha sido eclipsado por las historias de las mujeres transgresoras. Ellas han pasado inadvertidas ante este mundo violento y convulso donde se destacaba un paradigma femenino que contemplaba la violencia, las hazañas, lo ilícito y el sexo.
En una sociedad moralista, una transgresión femenina no se perdonaba y se la condenaba toda su vida. Sin embargo el cometido de las mujeres “decentes” en la conquista del oeste fue muy importante. Lo primero que aportaron fue la estabilidad familiar, – tan ausente en la época -. La esposa era la que aseguraba la la educación y la alimentación, como así el aseo de los hijos, fuera ella esposa, compañera, amante o la doméstica.  
En un territorio extensamente grande y alejado, las mujeres que se establecían en los ranchos aislados del Oeste, donde no tenían facilidades de comunicarse o de escapar ante un peligro inminente, debieron aprender a usar las armas debido a que la mayoría de sus maridos al trabajar en otros territorios con el ganado durante varios días, no siempre podían defender o proteger a ellas y a sus hijos.

Volver 

 

Las nativas indias y las afroamericanas destacadas en la conquista del Oeste

Cynthia Ann Parker (1825 o 1827)    – la niña blanca que termino como india

Esta mujer nació en el Estado de Illinois alrededor de 1825 o 1827, siendo la hija mayor de la familia. 
En 1833 su familia se mudó a Fort Parker, en Texas luego de un largo viaje en carretas tiradas por bueyes. En esta región, en 1832, había comenzado la Guerra Black Hawk  y al estar el mismo localizado junto a la frontera de los comanches, la construcción del nuevo hogar se caracterizaba por una empalizada construidas con troncos de cedro enterrados en el suelo y extendiéndose hasta una altura cercana a los 3 metros, donde su punta superior terminaba con puntas afiladas – al estilo de los fuertes del Oeste -, en la que en su interior había casas de bloques de dos pisos y dos filas de cabañas de troncos y un corral para el ganado. La misma fue terminada en 1834.
La vida en el mismo era apacible y los integrantes de la comunidad ante el clima pacífico existente llegaron a realizar cultivos fuera del mismo, teniendo generalmente las puertas del fuerte abiertas.   
Fort Parker fue fundado por Elder John Parker y sus tres hijos, y otras familias de la Iglesia Bautista Predestinariana originarias del estado natal de Cynthia.
En mayo de 1836, el fuerte fue atacado por los comanches de manera sorpresiva, cuando los hombres estaban cultivado y los niños jugando alegremente en el interior con las puertas del fuerte abiertas.
Según el relato histórico más de 100 indios de diferentes tribus de la región atacaron al fuerte provocando la muerte de su padre y dos de sus hermanos, y de otros residentes. 
Cuando aun era niña – quizás entre 11 o 13 años -, en 1836 fue secuestrada y cautiva por los comanches al ser atacado, junto a otros familiares. 

Escapados del lugar, los que se salvaron del secuestro, se asentaron en Tinning luego de una fuga que duro seis días . Desde dicho pueblo se comenzó una búsqueda que fue malograda por la amenaza del Ejercito Mexicano, él que estaba confrontado con el Ejercito de Texas por la Independencia de México. 
En ese entonces y para evitar otro frente de guerra mas, el general del Ejercito Texano hizo un pacto de paz con los indios Cherokee e hizo tratativas para el regreso de los secuestrados.
En 1837, fue devuelta otra de las secuestradas pero murió a los meses de tuberculosis. En 1843 fue rescatado el hermano de Cinthya – también secuestrado en aquel momento -, al que la tribu lo habían abandonado por contraer viruela.
En la tribu, la vida de Cynthia fue dura y fue tratada como esclava al principio del secuestro, hasta que una pareja nativa la protegió y crío como una hija suya y fue llamada con el nombre Na’ura, adaptándose rápidamente a la nueva condición de mujer india.
Se casó con el cacique Peta Nocona, uno de los atacantes de Fort Parker. Cynthia, ahora Na’ura tuvo tres hijos, dos de ellos varones Quanah y Pecos, y una hija, Topsanna.
En 1846, en una de las tratativas para su rescate, este fue negado por parte de la tribu, aduciendo que actualmente estaba casada y enamorada de Nocona. 
En 1860 y luego de mas de veinte años de convivencia con los comanches, Cynthia fue capturada junto a su hija pequeña, – donde su esposo fue asesinado – por los Rangers Texas.  Aunque otras  fuentes refieren que fue tomado como esclavo mexicano, muriendo luego al año siguiente.
Su tío, la devuelve a la civilización, – transformándose en su tutor legal –  viviendo posteriormente en Texas.
Cynthia no se adaptó a la sociedad blanca e hizo varios intentos de huida para volver a la tribu comanche. 
En 1863 y ahora viviendo con su hermana Orlena, se enteró que su hijo Pecos había muerto por la viruela. Un año después muere su hija Topsana por neumonía.   
Entre 1870 y 1871, Cynthia murió luego de una gran depresión psíquica.  
Su único hijo sobreviviente Quanah, fue líder y conocido como el último Jefe Comanche, durante 25 años, en una reserva de india en el suroeste de Oklahoma. En dicho lugar, supervisó la construcción de escuelas, ayudó a crear operaciones de ganadería y estableció cultivos.
En 1910, Quanah trasladó la tumba de su madre al cementerio de Post Oak Mission cerca de Cache, Oklahoma, y ​​fue enterrado a su lado cuando murió en 1911. Posteriormente, ambos cuerpos fueron relocalizados en  cementerio de Fort Sill Post, en 1957.
Fuente
– Cynthia Ann Parker. Humanities Texas. https://www.humanitiestexas.org/programs/tx-originals/list/cynthia-ann-parker 
– Cynthia Ann Parker – White Woman in a Comanche World. https://www.legendsofamerica.com/na-cynthiaparker/.  Dave Alexander, Legends of America, updated June, 2017.
Dave Alexander, Leyendas de América, actualizado en junio de 2017.

Volver